Saltar al contenido

FUMAR EN EL EMBARAZO

Fumar en el embarazo

Si estás pensando en tratar de concebir, te recomendamos que te tomes un tiempo para explorar el vínculo entre fumar en el embarazo y TDAH.

¿Qué es TDAH?

TDAH, también conocido como Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad, es un trastorno del desarrollo que se cree que es de naturaleza neurológica. Se cree que la afección afecta al 5-12% de la población, y los niños reciben un diagnóstico tres veces más frecuente que las niñas.

Los síntomas de TDAH pueden incluir:

  • Olvido
  • Problemas para escuchar lo que otros dicen
  • Dificultad para permanecer sentado por largos períodos de tiempo
  • Excesiva inquietud
  • Excitabilidad
  • Bajo control de impulso
  • Problemas para seguir las instrucciones
  • Incapacidad para concentrarse en una tarea el tiempo suficiente para completar el trabajo
  • No aprender del castigo y las recompensas
  • Un mayor riesgo de desarrollar problemas de alcoholismo o abuso de sustancias

Los estudios han demostrado que aproximadamente el 60% de los niños diagnosticados con TDAH todavía tienen problemas con el trastorno cuando son adultos.

El vínculo entre fumar en el embarazo y TDAH

Aunque la mayoría de las personas sabe que fumar aumenta el riesgo de que una mujer dé a luz a un bebé prematuro o a un niño con problemas respiratorios, la conexión entre TDAH y el tabaquismo todavía no se considera de conocimiento general. Sin embargo, parece que existe un vínculo definido entre fumar en el embarazo y TDAH.

En junio de 2007, Biological Psychiatry publicó los resultados de un estudio que mostró que la exposición intrauterina al tabaco está asociada con TDAH. El vínculo entre fumar en el embarazo y TDAH es aún más estrecha en niños genéticamente susceptibles que ya tienen uno o más familiares diagnosticados con la enfermedad.

Dependiendo de otros factores de riesgo de TDAH relevantes, parece que fumar en el embarazo aumenta el riesgo de que un niño desarrolle TDAH entre 3 y 9 veces. Dado que se cree que entre el 20 y el 30% de las mujeres fuman durante el embarazo, esta investigación podría ayudar a explicar por qué el TDAH sigue siendo un problema significativo en los niños del mundo. De hecho, el Centro Médico del Hospital Infantil de Cincinnati cree que casi un tercio de todos los casos de TDAH se pueden atribuir directamente al tabaquismo materno.

Curiosamente, fumar en el embarazo también aumenta el riesgo de que una mujer de a luz a un hijo que padece el Trastorno Oposicionista Desafiante (TOD). Esta condición a menudo está presente en niños con TDAH. Los síntomas comunes incluyen enojo, hostilidad, problemas para respetar la autoridad, incapacidad para aceptar la responsabilidad por los errores y dificultad para desarrollar relaciones cercanas con los demás.

Recursos para ayudarte a dejar de fumar

Aunque no es un proceso fácil, es posible que dejes de fumar y mejores tus probabilidades de tener un bebé saludable. Incluso si no puedes dejar de fumar por completo, simplemente reducir tu consumo de nicotina proporcionará muchos beneficios para tu bebé por nacer.

Los siguientes consejos son útiles para las mujeres embarazadas que desean dejar de fumar:

  • Elige un “día para dejar de fumar” y desecha todos tus cigarrillos, encendedores y ceniceros.
  • Recluta a miembros de la familia y amigos que no fumen para darte ánimo y apoyo mientras lidias con los síntomas de la abstinencia de nicotina.
  • Evita visitar lugares donde estarás expuesta al humo de segunda mano.
  • Publica una lista de razones por las que deseas dejar de fumar en un lugar visible como recordatorio diario.
  • Piensa en alternativas saludables que pueden ayudarte a sobrellevar los antojos de nicotina. Por ejemplo, trata de tomar un baño de burbujas tibias para relajarte si normalmente fumas cuando te sientes estresada. Participar en actividades constructivas, como tejer una manta de bebé o decorar la habitación de tu bebé, también puede ser útil.
  • Pregúntale a tu médico qué parches, medicamentos u otras herramientas para dejar de fumar son seguras para usar durante el embarazo.

Fertilidad después del parto >>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.