Saltar al contenido

¿Puedo tomar café en el embarazo?

Puedo tomar café en el embarazo?

Respuesta a la pregunta: «¿Puedo tomar café en el embarazo?».

Desde hace años, los médicos especialistas han debatido los pros y los contras del café en el embarazo. La buena noticia es que ahora la mayoría está de acuerdo en que una ingesta moderada de cafeína representa un riesgo mínimo para un feto en crecimiento. En otras palabras, la cafeína y el embarazo pueden coexistir saludablemente.

¿Puedo tomar café en el embarazo?

La cafeína es un estimulante natural presente en una variedad de alimentos que incluyen café, té, refrescos y chocolate. Ciertos medicamentos, como la alergia y los remedios para el resfriado, también pueden contener cafeína.

En la mayoría de los casos, la cafeína ingresa al sistema nervioso dentro de los 15 minutos desde la ingesta. Luego puede aumentar tu presión arterial y ritmo cardíaco y puede causar acidez estomacal. La cafeína también puede aumentar la necesidad de orinar; por lo tanto, disminuye los niveles de fluidos naturales en el cuerpo. Esto es de particular interés para las mujeres embarazadas que necesitan mantenerse hidratadas tanto como sea posible.

Cómo afecta a un feto en crecimiento

A medida que la cafeína se desplaza por el cuerpo de la madre, ingresa a través de la placenta y penetra en el torrente sanguíneo del feto en crecimiento. Si bien una ingesta moderada de cafeína puede tener poco efecto en el feto, una madre que consume mucha cafeína puede encontrar los siguientes efectos secundarios como riesgos inaceptables:

  • Mayor frecuencia cardíaca y actividad del feto
  • Bajo peso al nacer, que puede traducirse en problemas médicos, especialmente en bebés que ya están comprometidos con otros riesgos para la salud
  • Mayor probabilidad de aborto espontáneo, según estudios realizados por March of Dimes y Kaiser Permanente
  • Algunos informes muestran una correlación entre el consumo excesivo de cafeína y el síndrome de muerte súbita del lactante
  • Las madres lactantes a menudo encuentran que los bebés son más irritables y sufren alteración de los ciclos de sueño

Demasiada cafeína?

Según WebMD, y respondiendo a la pregunta: «¿Puedo tomar café en el embarazo?, la cafeína y el embarazo no se mezclan. En realidad, la cafeína es muy parecida al alcohol, ya que todas las personas la procesan a un ritmo diferente. Una persona puede actuar ebria después de beber una cerveza, mientras que otra puede beber varias y no parece tener ningún impedimento evidente. Sin embargo, como regla general, más de 300 mg de cafeína al día se considera demasiado. Para aquellos que disfrutaron del café recién hecho cada mañana, limitar su consumo a una o dos tazas, según la composición, es suficiente.

La mejor manera de mantener un registro de tu consumo de café en el embarazo es leer la etiqueta del envase, que incluye el contenido de cafeína por porción, y luego calcular mental o manualmente los miligramos que ingieres a lo largo del día.

Rompiendo el hábito del café

A las mujeres embarazadas les puede resultar más fácil de lo que esperaban patear el hábito de la cafeína. A muchas de ellas les resulta insoportable el olor fuerte de una taza de café recién preparada ya que entonces se presenta el mareo. Si este no es tu caso, considera cambiar a las bebidas descafeinadas, como la soda de lima limón en lugar de una cola o un café descafeinado en lugar de un expreso. Las bebedoras de té también pueden reducir la cafeína en su dieta al sumergir las bolsas (sacos, saquitos) de té en agua la mitad del tiempo habitual o comprar sin cafeína o mezclas con bajo contenido de cafeína. Si descubres que estos cambios provocan en tí síntomas de abstinencia, como dolores de cabeza y fatiga, considera reducir gradualmente el consumo de cafeína.

Límites seguros de café en el embarazo

Entonces, ¿puedo tomar café en el embarazo?. El café en el embarazo no necesariamente debe ser eliminado, siempre que estés al tanto de los riesgos y limites de la cafeína en tu dieta para embarazadas. Esto significa conocer los productos que contienen cafeína y controlar cuidadosamente la cantidad de cafeína que consumes y cómo los afecta a tí y a tu bebé.

Embarazo a los 40 >>